Testimonios del oratorio seglar

Jose Ángel Notario

Bautismo de David_5Esto no me apetece nada.

Me refiero, claro, a lo de escribir MI testimonio.

Yo querría para mí una vida anónima. Haber nacido para luego morir sin que nadie supiera de mi existencia. Y miradme, acabo de cumplir veintisiete años y mi mujer está embarazada por cuarta vez.

Soy la viva imagen de una vida vivida a merced de Otro. Sí, suena pretencioso, pero tampoco hay que darle más vueltas.

No me apetece nada hablar de mí. Me consuela pensar que, si sois como yo, esta revista terminará en el suelo de la cocina para que las salpicaduras de aceite no manchen el suelo al freír.

Me hablaron de Él en la adolescencia. En el colegio de Rozas.

¿Y antes, qué hubo? Sí, recuerdo hacer la Primera Comunión en el pueblo, tras un mes de catequesis.

Leer más...

Petra Mena Mena

Sorry, you have not enough rights to view this image.Me llamo Petra, pronto cumpliré 57 años. En el año 1975 me casé con Jose Luís Tenorio, presidente de la sección de Adoración Nocturna de Parla. Tenemos tres hijos, cuatro nietos y otro que viene de camino. Mi esposo y yo, llegamos al Oratorio gracias a la oración de nuestra hija, en el año 1996, pues yo, a pesar de haber nacido en una familia cristiana y entregada al servicio de la Iglesia, durante un tiempo estuve lejos de ella. Cuando llegué a la comunidad me puse al servicio de Dios, con los enfermos y los más mayores.

Leer más...

Mª Consolación García Alonso

CheloPoco después de recibir la comunión, comencé a conocer a los que por entonces eran seminaristas, Julio y Enrique.

Me llamaba la atención ese grupo de niños que siempre estaban con ellos, con los que hacían excursiones y convivencias, con los que paseaban por las tardes o jugaban en el colegio. Un sábado mi prima me invitó a ir a la parroquia, y desde entonces nunca más me separé de ellos. Después de ordenados, destinaron a Julio y a Enrique a diferentes lugares, algunos quedamos cerca de Julio. Empezamos a conocer a Jesús, a hacerlo partícipe de nuestra vida, a unirnos con él en la oración y a conocer su cruz y a unirnos de una manera muy especial entre nosotros.

Leer más...

Teresa Díaz Ruiz

Bautismo de David_14Me llamo Teresa Díaz Ruiz, tengo 27 años, soy Terapeuta ocupacional y como tal trabajo en una Residencia de Ancianos.  Hace 14 años que estoy en el Oratorio Seglar, lugar en el que conocí al que hoy es mi marido y padre de mis hijos. Nos casamos hace 4 años y tenemos 3 hijos: Miguel, de 3 años; Juan, de 1 año; y el tercero que viene en camino.

La verdad es que, ya durante el noviazgo, teníamos clara conciencia de que nos casaríamos “buscando el bien de los esposos y la procreación de los hijos” (CEC 2367), y sabiendo que los hijos son SIEMPRE una bendición, vengan como vengan y que “la mujer se salvará por la maternidad” (1Tim 2,15), estábamos convencidos de que formaríamos una familia numerosa.

Leer más...

Vanesa Olmeda Oliva

Sorry, you have not enough rights to view this image.No sé que nació primero, el Oratorio Seglar de San Felipe Neri o el coro del propio Oratorio. Lo cierto es que el Señor, que es “rico en sabiduría”, se valió de una serie de dones musicales, que previamente nos había dado, para atraernos hacia Él. Y poco a poco nos fuimos dejando llevar, auxiliados por el Espíritu Santo, hacia lo que ahora somos en la Iglesia y hacia lo que aspiramos alcanzar en el cielo.

 

La música en el Oratorio de San Felipe Neri nos es regalada como una vocación, es decir, no préstamos este “servicio” litúrgico por motivos meramente estéticos y mucho menos por una búsqueda egoísta de un lucimiento personal: nosotros hemos recibido esta misión como nuestro particular camino para crecer en la santidad.

Leer más...

Joaquín Rueda Sánchez

Sorry, you have not enough rights to view this image.“El Oratorio, del cual ha tomado nombre después la Congregación, fue instituido por el Santo Padre, para sólo el fin de ganar almas a Cristo: éste es su principal carácter, a esto se dirigen todos los ejercicios fundados en él; y, con toda verdad, puede llamarse el Oratorio una Misión cotidiana y perpetua por las frecuentes conquistas de almas que se ganan a Dios”. (Ejer. del Oratorio, año 1795).

Leer más...

We use cookies to improve our website and your experience when using it. Cookies used for the essential operation of the site have already been set. To find out more about the cookies we use and how to delete them, see our privacy policy.

I accept cookies from this site.

EU Cookie Directive Module Information